No hay nada más delicioso que meterse en una piscina en un día caluroso, esa sensación refrescante que te hace querer flotar en el agua y disfrutar del sol por horas ojalá con un par de cócteles al lado… ¡pero bueno!, hay otros muy buenos motivos por los que nos debería gustar entrar al agua y quizás de una forma diferente a la que estás acostumbrada. Cuando piensas que debes hacer ejercicio, lo primero que piensas es ir al gimnasio, o practicar alguna rutina, ir a correr, caminar, pero muy pocas veces las personas piensan en natación. Qué tal si convertimos eso que tanto nos gusta que es el agua en parte de nuestra rutina para mejorar la salud y verte más guapa.

Son increíbles la cantidad de beneficios que nos brinda practicar natación, en lo personal, es mi deporte favorito, me encanta que realmente puedo ver cambios positivos en mi cuerpo con tan solo unas semanas de haber comenzado a practicarlo, y depende de donde vives también tiene la ventaja de que te ayuda a mantener ese bronceado sexy que obtuviste durante el verano.

Te diré algunos de los más importantes que te harán querer saltar en una piscina hoy mismo!

¡Conviértete en sirena!

#1  Dile adiós a esos kilos de más

Tal vez has escuchado en el pasado que la natación es uno de los deportes más completos, pues esto es cierto. Hacer natación no solo te permite hacer cardio si no también fortalecer los músculos al mismo tiempo. Al estar nadando, si dejas de nadar te vas al fondo por lo que estás forzada a seguir nadando y seguir haciendo ejercicio. Aparte, el esfuerzo que se hace en el agua es distinto al esfuerzo que se hace fuera de ella, ya que el agua es 800 veces más densa que el aire, esto según el entrenador Earl Walton, dueño de Tailwind Endurance.

También hay que tomar en cuenta que ejercitamos todo el cuerpo mientras nadamos, no es como que un día ejercitas una zona y otro día otra, ¡todo todo se trabaja! Claro, con pequeñas modificaciones como el estilo de nado que realicemos, se van a fortalecer unas áreas más que otras.

 

DORSO 

El estilo dorso o en inglés backstroke, hacen que tus brazos trabajen y empujen bajo el agua mientras mantienes el cuerpo firme.

Cuando hacemos dorso ejercitamos bíceps, tríceps y deltoides, también fortalecemos los gluteos, abdominales y pectorales. ¿genial no? Aparte de ejercitar y fortalecer todas estas zonas, haciendo dorso, en tan solo media hora puedes quemar alrededor de 216 calorías (con un peso base de 130 libras), pero lo mejor de todo es que no vas a sentir que hiciste tanto el trabajo (hasta el día siguiente) ya que es muy relajado y divertido. 

 

BRAZADA Y MARIPOSA

En estos dos estilos, donde se hace más esfuerzo es en las piernas y en los brazos, esto debido a que tenemos que elevar la cabeza para poder respirar.

Aquí trabajamos los pectorales, deltoides y bíceps en el tronco superior, y cuádriceps e isquiotibiales en el tronco inferior. En estos se emplea más fuerza en el movimiento ya que ocupamos más enenrgía y potencia para elevar nuestro cuerpo y tomar aire. 

Nanando brazada o estilo libre y con una base de 130 libras de peso y un tiempo de media hora, se queman alrededor de 300 calorías, lo mismo con la mariposa. ¡Ahora imagine 1 hora!

 

AQUABIKING y AQUAGYM

Estas son 2 modalidades que están muy en tendencia, no es la natación tradicional pero definitivamente traen muy buenos beneficios. El aquabiking es como hacer spinning en el agua y el aquagym involucra hacer más ejercicio pero siempre en el agua.

Averigua si imparten las clases cerca de donde vives e intenta algo nuevo. Sin duda suena divertido

 

#2 Mejora tu salud

La natación ayuda muchísimo a mejorar la resistencia, ya que al estar dentro del agua y estarte moviendo, aunque pares siempre vas a seguir moviéndote. Esto beneficia muchísimo al sistema cardiovascular y respiratorio. Aparte de esto hay otros beneficios: 

  • Se ejercita el corazón con suavidad
  • Se favorece la circulación de la sangre 
  • Mejora la respiración. Cuando llevamos más tiempo nadando, nuestros pulmones se vuelven más eficaces.

?También es muy importante decir que también ayuda a tratar distintas lesiones, y sirve mucho para terapia.

 

#3  Cuerpo sano, mente sana

La natación no solo mejor el cuerpo, si no también tu mente y te hace más feliz. Esto es debido a que nadar segrega endorfinas, que son las hormonas del placer y las que provocan la sensación de felicidad. También como mencionaba anteriormente, si practicas con regularidad la natación, notarás cambios físicos muy rápido y esto hará que te sientas mejor contigo misma.

Aparte de todo eso, nadar también reduce el estrés entonces sin duda tu estilo de vida mejorará.

 

natación

Y lo mejor de todo…

La natación es para ¡TODOS! No importa quien seas, tu contextura, salud… ni como seas, la natación es absolutamente para todos, solo debes tener cuidado y elegir una rutina de natación que vaya de acuerdo a tu persona y a lo que buscas.

Estoy segura de que nos vemos lindísimas en con la capa de natación. Recuerda que esto requiere constancia, pero te aseguro que vas a ver resultados antes de lo que imaginas.

Ahora sim ¡al agua pato!

Sobre El Autor

Imagen de perfil de Carolina
Travelista

Petite, viajera y soñadora, una tica por el mundo con pasión por los viajes, las culturas, la fotografía, la felicidad ¡y por supuesto la playa y los lindos bikinis! El pura vida corre por mi sangre, y te contagiaré para que también corra por la tuya.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.